El actual poder de las corporaciones internacionales y de la prensa

0
136

Las corporaciones son las empresas de grandes dimensiones. En general las corporaciones están presentes en muchos países y se les llaman corporaciones internacionales o multinacionales. Ahora, en una pandemia, donde la mayoría de los gobiernos ponen restricciones a la actividad social, es el tiempo de cuestionar a la prensa y a las corporaciones.

El verdadero poder de las corporaciones y el soborno legal

Las corporaciones tienen un tipo de empleados que se llaman “lobbies” o cabildeos. Esos empleados pagan a políticos o a la prensa para influir en un modo positivo para los intereses de las corporaciones. Eso pasa en la gran mayoría de los países. En general, la prensa privada es favorable o no a ciertos candidatos para funciones políticas. También transmiten noticias en un modo que asusta a la gente. Y sacan conclusiones autoritarias.

Los políticos que aceptan dinero de “lobbies” están en contra de que las corporaciones paguen el impuesto que deberían pagar o en contra de la regulación de corporaciones. 

Las corporaciones son de muchos tipos y los políticos también. Así que no todos los políticos toman dinero de las mismas corporaciones para no tener la misma ideología. Así tenemos la impresión de que los partidos son diferentes y tienen intereses diferentes. Los partidos que realmente luchan por la gente y tienen visión son los que no toman dinero de los cabildeos, el soborno legal.

Desde el principio de la pandemia, la prensa reporta todo en un modo asustador, como si fuera el fin del mundo. Así pueden controlar a la gente y a sus decisiones. La mayoría de  los canales de noticias privados manipulan a la gente afirmando que “la cuarentena es buena para la economía” o que “las mascarillas deben ser obligatorias porque salvan vidas”.

Quieren asustar a la gente, manipular e imponer autoritarismo. 

La prensa inglesa, estadounidense, asiática del este y alemana son las más malas. ¿Coincidencia, no?  ¿No seran esos los países más poderosos? 

La prensa en la pandemia

Al principio de la pandemia, la prensa nos presentó la farsa mundial de “vaciar las estanterías con comida” porque viene “el apocalipsis”. Luego, “la cuarentena para reducir los casos”. Después nos dicen “las mascarillas salvan vidas”, y ahora nos dicen “deberían ser obligatorias”. Pues qué coincidencia que la prensa acusa a Suecia y a los países nórdicos de ser irresponsables y de fallar a sus ciudadanos. En los paises nordicos no dieron importancia a “las tendencias del pánico”, y encima sus economías crecen y tienen menos casos comparado con las comunidades autonomas de España

Aunque con el paso de los años, después de que se inventó el Internet y el YouTube, aparecieron vídeos con reportajes falsos y noticias falsas. Más y más. Eso significa que poco a poco la gente se da cuenta de la verdad. La prensa comprada de los “lobbies” no pudieron influenciar a Suecia, o a Noruega, o a Dinamarca. Nosotros no debemos creerles. Eso es lo que quieren. La verdad es que la Organización Mundial de la Salud no ha dicho nunca que las mascarillas salvan la vida de las personas sanas, o cualquiera.

En Suecia, sin cuarentena, la gente al salir afuera, ha desarrollado una cierta inmunidad al virus que el resto del mundo no ha desarrollado tanto. La verdad es que las corporaciones quieren que los negocios pequeños se vean afectados para que esas multinacionales tengan un monopolio. Big Pharma y las empresas de pastillas y mascarillas han ganado mucho dinero por causa de la pandemia. ¿Por qué las mascarillas cuestan más ahora que en 2019? ¿Por qué los tests de coronavirus no son gratis en su mayoría? Alguien tiene que llenarse los bolsillos de todo esto.  

La influencia corporatista en la política

Pues si un político toma dinero de las corporaciones de armas y defensa, va a ser un político a favor de guerras e intervenciones. Si un político toma dinero de las corporaciones de pastillas, va a estar a favor de un sistema sanitario privado y caro.

Yo lo he notado recientemente, y no se cuantos de vosotros lo habéis notado. Pero, en general cuando los políticos de un partido tienen la intención de hacer algo bueno, o de ayudar a la gente, o una ley, esa ley no pasa porque los miembros de los otros partidos están en contra. Pero cuando los políticos tienen que votar una ley sobre si participar o no en una guerra, si espiar o no a la gente, en fin, leyes malas, esas leyes pasan de un modo casi unánime. Solo en pocos países, como los nórdicos, hay excepciones grandes como por ejemplo la gestión de la pandemia, el buen sistema de educación y la transparencia.

En general, la mayoría de los políticos están a favor de las mascarillas obligatorias o de espiar a los ciudadanos por Internet. Pero, están divididos o en contra de las universidades gratis, transparencia, legalización de marihuana o regularizar las corporaciones.

Esto es solo una teoría conspirativa mía pero, los “lobbies” hacen esto con intención de sacar provecho y nunca cambiar nada a bien.

Conclusión

Si pensamos, si cuestionamos a los políticos y si vivimos libres no podemos ser manipulados. Tenemos que informar a la gente y demandar cambio y representación política verdadera. Nosotros votamos a los políticos, no a las corporaciones, así que tienen que representarnos o si no, tenemos que votar a otros.

Una organización, “Médicos por la verdad”, quiere difundir la verdad sobre esta pandemia. Aquí puedes averiguar sus objetivos y argumentos.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here